Peláez selló el fin del quiroguismo en Neuquén

Juan Peláez ganó la interna del radicalismo neuquino. Fue paliza, relativa como siempre que se trate de la UCR, y tiene, el resultado (sumó alrededor de 70 por ciento de los votos) una implicancia rotunda: significa el fin del «Quiroguismo», esa variante que hegemonizó al partido durante más de 20 años, en concordancia con la arrolladora performance en vida de Horacio Quiroga, ese hombre que fue cuatro veces, nada menos, intendente de la ciudad capital de Neuquén.

Peláez pertenece a una familia que combatió siempre el personalismo pragmatista que impuso Quiroga en la UCR neuquina. Quiroga amó y odió al radicalismo con igual intensidad. De esa mezcla de emociones quedó un radicalismo herido y siempre en duda como tal. Nada demasiado distinto a lo que ha ocurrido en otros distritos, pero sí fuerte y determinante para entender al radicalismo neuquino.

Juan Peláez, quien carga con el mote de «conservador» ya de entrada, verá tal vez de hacer realidad un concepto de recuperación partidario que hasta ahora no se había concretado. Su victoria sobre Yenny Fonfach no es un detalle en la política neuquina. Y tendrá mucha incidencia en lo que hará, y no hará, Juntos por el Cambio en Neuquén.

Fuente: Diariamente Neuquen